miércoles, 6 de noviembre de 2013

El porqué sí de la Escuela Infantil

LaBebé va a la Escuela Infantil desde los siete meses y medio. (Voy a intentar no decir "guardería", pero si lo hago no me lo tengáis en cuenta, no es peyorativo).

Empezó en ese momento porque a mí me tocó reincorporarme el 10 de junio (y en Barcelona) por lo que no tuvo ocasión de ir antes. Y, sí, yo tengo muchas vacaciones.

Hay quien escoge no llevar a los niños al "cole" hasta los tres años, pero yo no iba a ser de ésas.

  1. Por una parte, yo NO estoy preparada para ser ama de casa, ni me gusta ni valgo.Odio la casa y sus quehaceres, los hago mal regular. Si trabajo, tengo esa excusa, pero sino, se me ve el plumero (ese que ni toco, ni hay en mi casa).
  2. Me encanta mi trabajo y no quería renunciar a él y lo que significa para mí: sueldo, vida independiente, sentirme realizada, compañeros, vida social...
  3. Quiero mucho a mi hija, pero (a ratos) me agotaba estar con ella. Deseaba que se durmiera para poder hacer cosas tan estúpidas y mundanas como: vaguear, mirar el móvil, PC o tele, ducharme, hacer la compra, cocinar o comer. Algunas de las cosas anteriores son más complementarias que otras...
  4. La opción abuela quedaba descartada porque no soy partidaria. Cada cual cría a sus hijos como puede (y quiere) y va bien que te echen una mano, pero (para mí) todo tiene un límite.
  5. No tenemos dinero para tener a alguien en casa. Además, que sea una persona indicada para estar con la niña. Además, somos humanos y también caería en el punto "3" (como yo).

Así que buscamos una Escuela Infantil pública y cerca de casa. Tuvimos la suerte de entrar y, aunque pagamos una pasta, estamos encantados.
  1. El edificio no es nuevo, ni grande, pero todo está muy bien. Tiene patio y lo usan casi a diario.
  2. Las personas que la atienden son profesionales que no pueden incurrir en el punto "3" de la lista.
  3. Yo tengo un MUY buen horario y puedo recoger a laBebé antes de las 4 de la tarde. ElPapá la deja a las nueve.
  4. La tutora es fantástica: tranquila, sonriente, cariñosa y comunicativa. La niña va encantada y no ha llorado nada.
  5. Hacen actividades y experimentan; aprenden canciones y bailan; no diré que socialice, pero juega acompañada y se relaciona.

Ésta es nuestra opción. Válida como cualquier otra, que cada quién escoja la suya...



Hay bebés que van a la guardería (¡ups, se me ha escapado) a hacerse más sabios; yo me conformo con que la mía vaya a pasarlo bien.


4 comentarios:

  1. Como te entiendo Luci.......yo tampoco nací para ser ama de casa, no. Necesito acción, acción de la buena, me encanta trabajar siiiiiiiiiiiiiiiiiii , me alegro de no sentirme bicho raro, sé que aunque fuera rica, rica riquísima, también trabajaría.
    Y mi hijo empezó a ir a la guardería con un año porque hasta entonces no pude volver al trabajo, y en este caso todo comenzó porque me apunté a un curso y no tenía con quién dejarlo. Se quedaba encantado de la vida y lo pasaba fenomenal! besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no sé si fuese rica... Quizá, media jornada. Pero ahora me encanta.

      Eliminar
  2. Mi peque empezó con cuatro meses y medio la guarde y siempre le ha ido muy muy bien y ahora que ya es su último año le encanta ir a la guarde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Último año! ¿Cómo va la selección de cole de mayores?

      Eliminar

¡Me encanta leer comentarios!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...